El fiscal y los gendarmes estuvieron junto a Ortega en el patio de la comisaría

EL FEMICIDIO DE CINTHIA ARANDA EN SAUJIL, POMÁN
Así lo indica el acta inicial de actuaciones en cuanto a lo ocurrido. Señala que al policía lo tenían en el patio para las pericias. El documento es parte del expediente de Asuntos Internos.
El policía Diego Gastón Ortega (43), imputado por el femicidio de su expareja Cinthia Aranda y el ataque contra su hijastra en Saujil, Pomán, no estuvo solo acompañado por sus colegas en el patio de la comisaría, presuntamente tomando mate, situación que enardeció a familiares y amigos de las víctimas tras viralizarse un video. En el mismo lugar estuvieron los peritos de Gendarmería Nacional y el fiscal de la Segunda Circunscripción Judicial Martín Camps, quien se encontraba en el lugar fiscalizando las pericias que se realizaban al policía. Así se indica en la resolución que realizó Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad. En ésta se adjunta el «acta inicial de actuaciones de lo ocurrido en la comisaría”. En esa acta se describe en detalle y con horarios lo acontecido en el lugar. Asuntos Internos utilizó ese informe y publicaciones realizadas por este diario para labrar la resolución que, por ahora, ordenó el inicio de sumarios administrativos a los policías.

Indica textual el documento que el oficial (…) «a cargo accidental de la Comisaría de Saujil, el cual pone en conocimiento que, a horas catorce y cuarenta minutos (14:40), observa en la Plaza Juan Cayetano Bianchi al frente del Templo Parroquial a un grupo reducido de personas, en su mayoría mujeres y niños, con carteles en sus manos manifestándose de forma pacífica pidiendo justicia a viva voz por las ciudadanas Cinthia Aranda y su hija Ariana Ortega». «Que encontrándose presentes el señor jefe a cargo de la Comisaría, comisario Ramón David Bazán, y el señor jefe de zona ‘F’, comisario inspector Aramburu Juan Carlos, y personal recargado de las distintas dependencias, con motivo de que se estaban llevando a cabo actuaciones referentes al intento de homicidio por parte de un integrante de la fuerza policial, el sargento ayudante Ortega Diego Gastón, (…) que en esa oportunidad se encontraba privado de libertad (….) aclarando que el procesado se encontraba en esos momentos afuera de la celda en el sector del patio interno debajo de un parral de uvas que es utilizado por el personal de la comisaría para desayunar, almorzar y cenar, siendo peritado por los peritos en Criminalística de la Agrupación VIII, pertenecientes a Gendarmería Nacional Argentina. (…). Cabe aclarar que en esos momentos se encontraban presentes guiando los procedimientos procesales en torno al hecho ocurrido el señor fiscal, Dr. Martín Camps, perteneciente a la Fiscalía de instrucción de la Ciudad de Andalgalá. Que siendo la hora 14:55, luego de haberse retirado y culminado los peritajes (…) en circunstancias que se estaba preparando al procesado Ortega (policía) para su traslado a la Comisaría de Andalgalá conforme lo dispuesto por el señor fiscal, repentinamente una gran manifestación de personas compuesta por más de ochenta incluidas ya hombres, mujeres y niños, con carteles y palos en sus manos se abalanzan al frente de la dependencia policial, comenzando a pedir a viva voz justicia por las femeninas lesionadas y a su vez que se dejara de encubrir al asesino, refiriéndose al procesado Ortega, que ya se estaba por trasladar, prendiendo cubiertas y comenzando a arrojar hacia la dependencia petardos, palos y otros objetos».

Esa actuación en donde se informa de lo acontecido se realizó el mismo viernes 4 de febrero pero el expediente letra «D» N° 14/2022 tiene fecha del 7 de febrero.

«Que el mismo tiene su génesis en lo publicado en medios de prensa de fecha 5 de febrero ‘Ordenan remover a la cúpula policial de Saujil'». Se transcribe toda la información y se anexa otra cuyo titular «Investigación a policías» del 5 de febrero.

Se desconoce por qué las máximas autoridades de Seguridad y Jefatura ordenaron medidas administrativas recién al otro día de lo ocurrido en la comisaría cuando ya contaban con datos de lo acontecido el mismo viernes por parte del acta inicial.

La resolución ordenó el inicio del sumario de 18 policías, entre jefes y subalternos, de la comisaría. No se descarta que en el avance de la causa administrativa se convoque a dar testimonio al fiscal y los gendarmes, quienes señalarán en qué circunstancias se encontraba el detenido en ese sector.

Despidieron los restos de Cinthia
Ayer por la mañana, la familia, vecinos y amigos despidieron los restos de Cinthia Aranda en San Miguel, Pomán. Vecinos de todas las localidades del departamento se hicieron presentes para acompañar a la familia.

Los vecinos de Saujil salieron a las calles el viernes para pedir justicia y desde esta Capital fueron acompañados por una marcha que terminó frente a la Jefatura de Policía.

En tanto el fiscal determinará en las próximas horas cuándo se llevará adelante la nueva indagatoria al policía. Es que al fallecer Aranda cambia la imputación en su contra.

Estaba imputado por los delitos de “homicidio en grado de tentativa agravado por el uso de arma y por el vínculo”, por el ataque contra Luz Ariana Ortega (21) y «homicidio en grado de tentativa agravado por mediar una relación de pareja y violencia de género» por el hecho contra su expareja Cinthia Eleonora Aranda (37). Éste cambiará tras el deceso de Cinthia.

Ortega está detenido desde la madrugada del viernes, cuando se produjera el terrible episodio en el barrio 50 viviendas de la localidad de Saujil, en donde atacó a tiros con su arma de fuego a ambas mujeres.

Fuente: El Ancasti

Para compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × uno =