Bono de $40 mil, 250 recategorizaciones y piso de $90 mil para empleados públicos

“RECUPERACIÓN DEL SALARIO REAL”
Será de $20 mil en enero y $20 mil en febrero. El piso de casi $100 mil impactará en los haberes de diciembre. Becados y contrato de obra tendrán bono de $20 mil el próximo mes.
Antes de llegar a fin de año y con el constante incremento en el costo de vida, el Gobernador, junto a parte de su gabinete, oficializó ayer una serie de medidas salariales que fueron acordadas previamente con sindicatos representantes de los trabajadores públicos. Las medidas, que implican un desembolso de $2.500 millones de parte de la Provincia, que el propio mandatario definió como un aporte a la recuperación del salario real, incluyen un bono de $40 mil por única vez para todo el personal estatal (contemplando docentes) dividido en dos partes iguales que serán depositados al cierre de la primera quincena de enero y de febrero, respectivamente.

También habrá un bono para los beneficiarios de las becas Catamarca Incluye, Plan Arraigo y Contratos de locación de obra, quienes en diciembre recibirán $20.000. A ello se suma que a partir del 1 de noviembre, el piso salarial del trabajador de la Administración Pública provincial se elevará a $90.000. Además, el jefe de Estado local oficializó la recategorización de 250 empleados y empleadas estatales. “Es un gran aporte el que hace la Provincia. Hemos tenido diálogo con todos los sindicatos y hemos podido llegar a un acuerdo en cuanto a la recomposición que vamos a hacer”, fue lo primero que dijo Jalil durante el anuncio. También mencionó que las medidas son “para ir acompañando, ayudando” a los trabajadores.

Así las cosas, planteó que “el gran desafío para el año que viene es recuperar el salario real”, es decir, que los haberes no tengan un gran impacto por la inflación para incrementar el poder adquisitivo. Sobre este eje, el Gobernador indicó que “este bono, más las recategorizaciones, más el piso de $90 mil, creo que son un paso fundamental en esta recuperación”. Durante el acto, la ministra de Economía, Alejandra Nazareno, indicó que las medidas que repasó el mandatario implican un financiamiento por parte del Gobierno de “$2.500 millones aproximadamente”.

Por su parte, la titular de Trabajo, Planificación y Recursos Humanos, Verónica Soria, precisó que el piso de $90 mil es el mínimo para empleados públicos. “En octubre estaba en $80 mil y a partir del 1 de noviembre sube”. Luego, Jalil explicó que el bono es para el primer bimestre del 2023, ya que “tenemos una pauta salarial firmada con los sindicatos hasta marzo, acá se ayuda sobre todo para la canasta escolar”. “Después, en marzo, se sentarán de vuelta”.

Por otra parte, el mandatario, en conferencia de prensa, comentó: “Estamos trabajando con el CFI, ya lo había planteado Oscar Castillo en el pasado, hay que ir caminando a un seguro de salud provincial”.

Para esto, dijo, se buscará entablar un entendimiento con la oposición con el objetivo de que “sea una política de Estado” que trascienda las gestiones.

En tanto, se refirió a la cuestión minera para deslizar que el Gobierno les ofreció que sean parte “tanto en la empresa provincial Camyen como en los fideicomisos, pero no se pudo lograr un acuerdo”. “Catamarca tiene una gran oportunidad, para eso necesitamos políticas de Estado e invitamos a la oposición para que sea parte de esas políticas”, cerró.

“No le recortamos presupuesto en ningún concepto”

Al margen de la oficialización de mejoras salariales, el Gobernador se refirió a la Ley de Presupuesto que tuvo despacho favorable en Diputados y que se tratará el próximo miércoles en la última sesión ordinaria del año parlamentario. Sobre este eje, aludió a las proyecciones de recursos del Poder Judicial. “No hemos recortado en ningún concepto para ningún poder”, afirmó, para explicar que la Ley de leyes a nivel nacional “plantea recomposición salarial del 60%”. “El presupuesto que presentó el poder legislativo tiene ese porcentual en su pauta, pero el presupuesto del Poder Judicial llegó con el 90 por ciento”.
“Se ha elaborado un Presupuesto bien equilibrado, con muchos recursos para obra pública, agua, salud y seguridad”, subrayó Jalil. Además, mencionó que el artículo incluido sobre la movilidad de trabajadores apunta a que “algunos poderes del Estado puedan pasar personal cuando la persona quiera pasar de un poder a otro y siempre que quiera el responsable del área”.